Aunque llegamos un poco tarde, en Touchvie no queríamos ni podíamos quedarnos sin comentar uno de los estrenos más esperados del año. Desde que se anunciara el lanzamiento de Animales fantásticos y dónde encontrarlos, los fans (y los no tan fans) de la saga de Harry Potter esperábamos ansiosos esta nueva entrega sobre el universo mágico creado por J.K Rowling. Y, es que, es innegable que desde que se supo que la autora británica se haría cargo del guión de esta película, las alarmas de todos los “potterheads” (seguidores de Harry Potter) se activaron.

Sabíamos que la historia estaría inspirada en el libro del mismo título, un tratado sobre criaturas mágicas utilizado en la escuela de Hogwarts como material didáctico y que, posteriormente, J.K Rowling hizo real sobre el papel para dar a conocer todas esos seres que solo existían en su mente. Sin embargo, la escritora ha querido dar un paso más allá a partir de esta pequeña obra a la que nadie dio demasiada importancia cuando se publicó y, gracias a su imaginación inagotable, ha creado un nuevo mundo de magia que, sin duda, reportará muchos millones. Parece que la gallina de los huevos de oro ha vuelto para quedarse por una larga temporada, pues ya se han anunciado cuatro entregas más de esta nueva saga, todas bajo la firma de la autora inglesa. Esto promete, y mucho.

Pero ¿qué esperar de la película? Muchos nos preguntábamos si volveríamos a saber de Harry Potter o de alguno de sus amigos en Animales fantásticos. Sin embargo, como bien indicó Rowling en su día, la historia del mago más famoso está cerrada y más que cerrada (al menos por el momento) y en esta película se presenta un mundo totalmente nuevo, con personajes inéditos. Lo mejor para seguidores y detractores de Harry Potter es acudir a las salas sin ningún tipo de prejuicio o expectativa, porque la película sorprenderá a unos y otros, ya que nada tiene que ver con el universo “potteriano”.

La historia gira en torno a Newt Scamander, interpretado por el oscarizado Eddie Redmayne, un joven mago que llega a Nueva York con su maleta llena de criaturas extrañas, a las que recoge y cuida en un mundo en el que la magia vive escondida y la amenaza de guerra contra el mundo no-mágico (o muggle) parece estar cada día más presente. Tanto él como los amigos que hace durante sus aventuras en la ciudad americana son personajes atípicos, no estereotipados, en los que se puede reconocer la firma de J.K Rowling, siempre dispuesta a resaltar los valores de la amistad, la tolerancia y la lucha contra el mal.

Además, junto con la trama principal de la historia se presentan otras tramas paralelas que, aunque en ocasiones pueden llegar a entrelazar demasiado los hilos argumentales, se abren camino para poder ser desarrolladas en futuras entregas de la saga. Tampoco podemos olvidarnos de los increíbles efectos especiales, sobre todo los utilizados en la recreación de los animales fantásticos, que a lo largo de la historia se vuelven tan entrañables que todos queremos ya tener uno en casa. Como incondicional de Harry Potter, me atrevería a decir que es muy difícil que esta película, y las que le seguirán, le hagan sombra o alcancen el impacto de las anteriores obras de J.K. Rowling. De lo que sí estoy segura es de que Newt Scamander dará mucho que hablar (sobre todo para bien) y de que lo que aún le queda por vivir y contarnos parece realmente irresistible.